Ricardo Gallardo enfrenta acusaciones de traición por parte de miembros de Morena

 

El INE determinará el 23 de agosto si Morena obtendrá la mayoría calificada en el Congreso. En este contexto, miembros del partido, entre ellos Gerardo Fernández Noroña, acusan al gobernador de San Luis Potosí, Ricardo Gallardo, de traición y de complicar el logro de esta meta.

Gallardo permitió una campaña agresiva del Partido Verde contra Morena en San Luis Potosí, lo que facilitó que la oposición ganara terreno en la entidad, según aseguró el legislador petista y próximo senador de Morena hace algunas semanas.

En redes sociales circula un video en el que Noroña afirmó que «Gallardo pasó por encima de Morena,» al señalar que esta táctica del gobernador condujo a que la coalición del PAN, PRI y PRD obtuviera un senador de minoría y que Enrique Galindo, candidato de la oposición, se reeligiera en la capital del estado.

Algunas versiones indican que el gobernador se unió con el panista para que este respalde a su esposa en una futura candidatura, y a cambio, él garantice posiciones y una diputación federal que le proporcione inmunidad.

Tras buscar imponer a su esposa, Ruth González, como candidata a la gubernatura en las próximas elecciones, morenistas, al igual que Noroña, acusaron al gobernador potosino de manipular las elecciones para asegurar su sucesión en la entidad.

Se reportaron agresiones físicas y una postura hostil del Partido Verde hacia Morena durante la campaña, lo que endureció las tensiones entre ambos frentes. Gallardo fue señalado por culpar a un «personaje distinguido soledense,» un candidato de Morena que no quiso identificar, por una pelea entre simpatizantes de ambos partidos en Soledad de Graciano Sánchez.

La falta de mayoría calificada en el Senado para Morena y sus aliados se debió en parte a la acusación de que Gallardo se alió con la oposición para asegurar la victoria de Verónica Rodríguez del PAN como primera minoría, mientras que Rita Rodríguez Velázquez de Morena perdió su escaño.

Fuentes internas del partido señalaron que la actuación de Gallardo, considerada como una traición, complicó la situación política en San Luis Potosí y a nivel nacional. Esto ha afectado la percepción del nuevo gobierno de Claudia Sheinbaum hacia Ricardo Gallardo, quien ahora enfrenta dudas sobre su verdadero compromiso con el movimiento de transformación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *